PortadaSociedad

Cómo fue la construcción del oleoducto de YPF que abastecerá a la refinería de Luján de Cuyo

Se pondrá en marcha en octubre. Conocé en fotos cómo fue la construcción de esta obra clave para el transporte de crudo.

A pocos días de entrar en operación, el oleoducto Vaca Muerta Norte de YPF está en su etapa final de construcción. La obra permitirá ampliar el suministro de petróleo a Chile y también aportar al abastecimiento de la refinería Luján de Cuyo.

A partir de su habilitación, según publica Diario Río Negro, se ampliará en un 50% la capacidad actual de transporte de petróleo de la Cuenca Neuquina. Conectará la zona caliente de producción de crudo en Vaca Muerta, con la cabecera del Oleoducto Trasandino (Otasa) que une al país con Chile. Este se reactivó en mayo de este año pero con una capacidad limitada, tras estar fuera de operación por 17 años.

El ducto tiene unos 150 kilómetros. Foto: gentileza.

El oleoducto troncal de 24 pulgadas tiene 150 kilómetros y una capacidad de transporte de 160.000 barriles diarios. Permitirá también que YPF incremente el transporte de petróleo liviano hacia la refinería de Luján de Cuyo, en Mendoza. La firma tiene un plan de inversiones en esta planta para procesar mayor volumen del crudo de Vaca Muerta.  

El ducto conecta el área La Amarga Chica, en Vaca Muerta, con el nodo de Puesto Hernández, en Rincón de los Sauces. Foto: gentileza.

El caño sumará una capacidad de unos 160.000 barriles de petróleo por día (25.000 m3/d), con destino a la cabecera del oleoducto que va hacia Chile, en la zona de Puerto Hernández. La inversión total fue de unos 250 millones de dólares y en su pico de obra demandó los trabajos de 1.000 personas en simultáneo.

Las obras en conjunto generaron picos de 1.000 puestos de empleo directo, con 80% de contratación local. Foto: gentileza.

El proyecto Vaca Muerta Norte se suma otras tres obras de transporte ejecutadas y en proyección por parte de YPF. Por un lado, junto a ENAP, se puso en marcha tras 17 años el Oleoducto Trasandino. A su vez, YPF impulsa el Plan Duplicar, con al resto de las compañías que integran Oldelval (Oleoductos Del Valle). Con él incrementará el transporte de la principal vía de evacuación de crudo de la región.

A mediados del año pasado comenzó la obra. Foto: gentileza.

Por último, la firma tiene en carpeta el oleoducto Vaca Muerta Oil Sur y la terminal de exportación de crudo a construir en las costas rionegrinas. A partir de estas obras y con un costo de producción de barril de crudo a 7 dólares, «nos permite pensar y construir una plataforma exportadora de petróleo que va a cambiar la realidad de nuestro país«, subrayó el CEO de YPF Pablo Iuliano en la AOG 2023.

«Si queremos en 2026 estar produciendo un millón de barriles, con un nivel de exportación por arriba de los 600.000 barriles, tenemos que hacer algo más. Por eso, lanzamos el proyecto de un oleoducto que nace en Neuquén, atraviesa Río Negro y contempla una terminal exportación de un millón de metros cúbicos«, subrayó Iuliano.

«Las cosas se hacen así, con determinación, tenemos la convicción de que este es el camino para poder monetizar el petróleo de Vaca Muerta«, destacó.

Artículos Relacionados