PortadaSociedad

El Ministerio de Salud de Mendoza ya empezó a prepararse para enfrentar al dengue en la próxima temporada

La cartera sanitaria convocó a los referentes de las áreas municipales de Zoonosis y Saneamiento Ambiental para desarrollar una acción “coordinada, controlada y única” con el fin de evitar la proliferación del mosquito Aedes aegypti, transmisor de la enfermedad.

A partir de la aparición de casos autóctonos de dengue en la última temporada estival, la situación epidemiológica de la provincia cambió. Si bien hasta entonces se observaba la presencia del mosquito Aedes aegypti en algunas zonas de Mendoza, las personas enfermas habían contraído la enfermedad fuera de nuestro territorio.

El escenario fue diferente entre diciembre de 2022 y agosto de 2023, cuando 6 de las 31 personas afectadas por el dengue vivían en Mendoza y no habían viajado a sitios con circulación viral.

Ante este panorama, el Ministerio de Salud, Desarrollo Social y Deportes se prepara para evitar la proliferación del mosquito cuando comiencen a aumentar las temperaturas, y suma a los municipios para llevar adelante una estrategia de prevención “coordinada, controlada y única”.

En este sentido, el viernes pasado, las autoridades sanitarias se reunieron con los referentes de las áreas municipales de Zoonosis y Saneamiento Ambiental. En el encuentro que abrieron la ministra Ana María Nadal y la subsecretaria de Planificación y Coberturas Públicas Sanitarias, Yanina Mazzaresi, participaron también los responsables del Departamento de Enfermedades Zoonóticas y Vectoriales, de la Dirección de Epidemiología y del Laboratorio de Salud Pública provinciales.

“Avanzamos en el trabajo coordinado y en la organización de talleres de capacitación a los que se sumarán todos los efectores de salud, los agentes sanitarios y las organizaciones no gubernamentales que puedan ayudar a trabajar en la lucha contra el dengue”, dijo Andrea Falaschi, directora general Epidemiología y Gestión Integral de la Calidad en Salud, quien, junto a Horacio Falconi, titular de Zoonosis, brindaron detalles sobre la reunión.

Falconi, por su parte, destacó la relevancia de establecer un plan de tareas en conjunto, dado que “en los meses de inviernos se presenta lo que se denomina un silencio epidemiológico, pero cuando comienzan a aumentar las temperaturas, en primavera, se deben realizar trabajos para disminuir los lugares en donde se puede multiplicar el Aedes aegypti, dado que si bien el mosquito no es una especie que podamos erradicar, sí podemos disminuir su población”.

Al mismo tiempo, el profesional solicitó la colaboración de los vecinos eliminando desde ahora en sus hogares “materiales inservibles de distintos tipos que pueden acumular agua, ya sea por riego o por lluvia”. Además, se deben tapar tachos o espacios donde se estanca el agua y limpiar periódicamente los bebederos de los animales.

Artículos Relacionados