PortadaSociedad

“Cambiá tu actitud”, la original campaña de Irrigación para que no tires basura al agua

El organismo y los municipios del Gran Mendoza lanzaron la nueva versión de la campaña “La basura que tirás en los cauces, vuelve”.

Irrigación busca generar conciencia en la ciudadanía y en julio apuesta a una nueva versión de la campaña contra la basura que lanzó en el 2021 junto a los municipios del Gran Mendoza. “Cambiá tu actitud” es la frase central de la comunicación televisiva, radial y gráfica. Ésto, bajo el lema paraguas “La basura que tirás en los cauces, vuelve”.

La campaña surge a partir de un convenio que continúa vigente con los municipios del Gran Mendoza: Las Heras, Guaymallén, Capítal, Maipú y Luján de Cuyo. Con esta nueva versión, las piezas gráficas, radiales y televisivas, aportan datos reales sobre la problemática y sus consecuencias, exhortando al cambio de actitud.

El objetivo es concientizar y sensibilizar a la comunidad acerca del perjuicio que genera la basura que se arroja en los ríos, canales y acequias afectando gravemente la calidad de vida y el desarrollo sostenible de la provincia.

A diario, tomeros de las Inspecciones de Cauce recorren canales para quitar residuos que impiden la circulación del agua que riega los cultivos, que luego consumimos, y también del agua que ingresa a las plantas potabilizadoras.

 

La basura que tirás en los cauces, vuelve

En 2021, el Gobierno de la Provincia, Irrigación y las comunas del Gran Mendoza, dieron el puntapié inicial a la campaña que mostró cómo distintos espacios públicos y acciones cotidianas se veían afectados por la basura que los impactaba.

El agua que circula por canales y acequias arrastran alimentos, botellas, pañales, pilas, partes de electrodomésticos e incluso chatarra. Cientos de objetos y materiales que impiden el paso del agua libremente. En su mayoría, estos cauces llevan el agua que riegan más tarde las frutas y verduras que a diario se consumen, por ello con las piezasc de comunicación se buscó  instalar la idea de que lo que se tira al cauce vuelve, retorna e impacta en los productos que consumimos y en los lugares donde realizamos esparcimiento, por ejemplo.

Artículos Relacionados